Cruz Roja presenta el proyecto “Moviéndonos por el Medio Natural” en el Día Mundial del Medioambiente

Cincuenta voluntarios de Huesca, Barbastro y Binefar trabajan en los ecosistemas de los ríos Isuela, Vero y Cinca.

El área de Medioambiente de Cruz Roja Huesca ha celebrado hoy el Día Mundial del Medioambiente dando a conocer el proyecto “Moviéndonos por el Medio Natural”, que desarrolla con la colaboración de la Fundación Biodiversidad del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente y la Confederación Hidrográfica del Ebro. 

El objetivo es sensibilizar a la población sobre la importancia de la conservación de los espacios naturales y trabajar aspectos como la calidad de las aguas, la limpieza de orillas, así como desarrollar talleres y cursos de formación con voluntarios.

El proyecto se ha presentado esta mañana en una rueda de prensa en la que han participado Sifro González y Fernando Sarvisé, respectivamente coordinador provincial y referente provincial de Medioambiente de Cruz Roja en Huesca.

González ha explicado que Cruz Roja desarrolla “Moviéndonos por el Medio Natural” en 27 provincias españolas con la colaboración de más de 2.000 personas entre participantes de las actividades y voluntariado ambiental de la Institución. En el caso del programa que se desarrolla en el Alto Aragón participan 50 voluntarios de las Asambleas de Huesca, Barbastro y Binéfar.

Fernando Sarvisé ha relatado que el proyecto se puso en marcha al final del verano pasado con el trabajo de planificación y formación, mientras que las salidas de campo al entorno de los ríos comenzó en las pasadas vacaciones de Semana Santa en el Isuela. En esa ocasión la actividad se hizo en colaboración con Cruz Roja Juventud y los protagonistas fueron los niños asistentes a las ludotecas, que pasaron una instructiva jornada al aire libre en la que aprendieron cuestiones relacionadas con el ciclo del agua y el ecosistema del río.

La actividad se intensificó en mayo con salidas a los tres ríos objeto del proyecto para tomar muestras de aguas, limpiar riberas y analizar el estado del ecosistema. Además, se complementó con otro recorrido por las pasarelas del Vero, que se enmarcó en los actos del Encuentro Provincial del Voluntariado.

Dentro de este mismo proyecto, también se ha desarrollado un curso de formación para voluntarios de 30 horas de duración. La próxima salida de campo será el sábado 7 de junio al río Vero. Allí los voluntarios harán una limpieza de residuos del entorno,  análisis de calidad de aguas y un  estudio de vegetación y presiones humanas.

Hasta septiembre, momento en que está prevista la finalización del proyecto, se harán varias salidas más a los ríos a fin de trabajar en diferentes tramos para disponer de datos lo más completos posibles que permitan hacer un diagnóstico de su estado. Los resultados se remitirán tanto a la Fundación Biodiversidad como a la Confederación Hidrográfica del Ebro.