Crezcamos con derechos

El 20 de noviembre se conmemora la Convención sobre los Derechos de la infancia, que fue aprobada en este día en 1989. Sin embargo, estos derechos no están garantizados para todos los niños y niñas. Por ello días como el de hoy sirven para recordar que estos derechos están ratificados pero no garantizados.

La Convención, en sus 54 artículos, marca un cambio de enfoque en cuanto a los derechos de los y las menores de edad. Antes, se consideraba a los niños/as únicamente como sujetos pasivos de derechos básicos y con necesidades de protección especial; pero con la Convención, se atribuye derechos a los y las menores de edad que antes pertenecían únicamente a las personas adultas, como el derecho a la libertad de expresión, la participación y el asociacionismo, a practicar su religión, a hablar su idioma y a que su opinión sea tomada en cuenta.

Los cuatro principios fundamentales de la Convención son: la no discriminación, el interés superior del/la niño/a, el derecho a la vida, la supervivencia y desarrollo y la participación infantil.

La Convención sobre los Derechos de la infancia obliga a los países firmantes a la garantía de los derechos de la infancia. Sin embargo, la Convención sigue siendo un documento insuficientemente conocido y los derechos que recoge aún distan mucho de convertirse en realidad en numerosos rincones del planeta.

Desde Cruz Roja Juventud pretendemos hacer visibles esas situaciones en las que no se vela por el cumplimiento de estos derechos, lanzando la campaña “Crezcamos con derechos”. Y es que, como reflejan los datos de la Confederación Española de Asociaciones de Padres y Madres de Alumnado en su estudio de 2016 sobre derechos de la infancia, los niños y las niñas sienten que todos sus derechos no están garantizados. Así, el 83,33% de los/as niños/as sabe que tiene derechos por el hecho de serlo, aunque sólo el 6,49% dice conocerlos todos. Un 47,37% opinan que no son tratados bien siempre. Un 67,15% dicen que no son escuchados siempre en sus casas. Sólo tres de cada cuatro afirman que pueden participar en las actividades que les interesan (73,33%), pero un 84,38% responden que se sienten mejor o mucho mejor cuando pueden hacerlo. Un 42,86% piensa que los deberes no respetan siempre su tiempo para jugar y descansar. Y un 41,10% dice tener pocos sitios donde jugar en su barrio y un 9,59% que no tiene ninguno.

 

Por todo ello, Cruz Roja Juventud Huesca estará en la calle el 20 de noviembre, de 17:00 a 19:00 horas, concretamente en los Porches de Galicia, realizando juegos y actividades para dar a conocer los derechos a los/as niños/as y jóvenes de la ciudad oscense, así como a la población en general.

Compartir: